¿Está Dañando el póquer su Salud? – 2ª Parte

¿Está Dañando el póquer su Salud? – 2ª Parte 0001

Ya sea en un Casino o desde la comodidad de su PC, el póquer es en realidad como una ocupación de oficina. En realidad es mucho peor, no se levanta uno para ir a la fotocopiadora, y en las oficinas no se permite beber y fumar. Cuando estaba en buena forma, no era tanto por lo que comiese sino por la cantidad de ejercicio que hacía. Ahora estoy sentado de 40 a 50 horas a la semana con poco más ejercicio del que lleva abrir un paquete de patatas fritas o pulsar el ratón, no hace falta que me diga el entrenador personal de Madonna porqué tengo exceso de peso.

No creo que sea el único al que le ocurre esto, como pude comprobar cuando estuve en el torneo del Sheffield Winter Festival a principios de mes. En una pequeña sala de póquer de 11 por mesa

estaba rodeado por algunos de los profesionales más rápidos que he visto. De ninguna manera podía levantarme para ir el baño en las primeras tres ciegas, y llegado un punto, un enorme hombre que cayó eliminado del torneo no podía levantarse porque dos otros hombres de gran peso le tenían emparedado en el asiento, tuvo que quedarse de pie hasta que se movió alguien más de la mesa.

El control de peso as sencillo, sólo el marketing y los libros de dieta lo ponen complicado. Una caloría es una unidad de energía, nuestro cuerpo consigue calorías de los alimentos, si utilizamos más calorías de las que obtenemos, perdemos peso, y viceversa. Cuando empecé a jugar al póquer mi dieta no cambió demasiado, quemaba menos calorías que antes al estar sentado tanto tiempo.

Hay varias maneras de hallar sus necesidades caloríficas pero la que utilizo yo es fácil de recordar. Se multiplica su peso en libras por 11 lo cual da las calorías que necesita para mantener su peso. Hay maneras más complejas y exactas, pero ésta da una buena idea de forma rápida.

Peso (Libras) X 11 = Número de calories necesarias para mantener el peso actual

Así que con mi peso inicial de 203lbs requería 2233 calorías al día para mantener ese peso. 2233 calorías es aproximadamente lo que quemo en un día normal, así que si como menos calorías o quemo más, adelgazaré. Necesita un déficit de 3500 calorías para perder una libra de grasa corporal, así que quemar o reducir la comida en 500 calorías al día conseguirá esto.

Así que, ¿Qué he hecho para mantenerme por debajo de este nivel de calorías?

Ejercicio por supuesto, voy al gimnasio 3 ó 4 veces por semana, y camino unos 30 minutos al día. Boxeo porque me divierte (imagine que el saco es el tipo al otro lado de la mesa con la escalera de color). No tiene que correr maratones o levantar pesas para controlar su peso, cualquier actividad física vigorosa es buena. Tampoco hace falta entrenarse tanto si se limita la cantidad en las comidas.

Para darle una idea de lo que supone la actividad física comparado con el sedentarismo:

- Una buena sesión de gimnasio quema entre 400 y 800 calorías, dependiendo de la intensidad.

- Caminar a paso ligero quema hasta 300 calorías a la hora

- Bailar una hora quema unas 300 calorías

- Jugar al póquer quema 90 calorías a la hora.

Hace un par de años intenté y fracasé practicando un sistema ideado con un amigo con el cual ciertos errores elementales de póquer se pagaban con castigos de ejercicio físico. El lema era: gana dinero o pierde peso. Era así:

- Perder un buy-in = 50 planchas

- Perder la mitad de tus fichas buscando una mano = 25 abdominales

- Jugar lento una mano y dejar que el contrario saque su mano = 50 abdominales

- Perder con As débil = 100 abdominales

Etc... Una buena idea en teoría, pero se volvía difícil en la práctica: era difícil concentrarse después del esfuerzo y acabar todo sudoroso, y a veces no lo hacía porque estaba demasiado concentrado en el juego. Es demasiado ridículo en un casino (menos si eres Phil Laak) y conseguirán que le echen.

Ahora adopto una lógica similar, pero hago el ejercicio al día siguiente en el gimnasio. Así que cada vez que pierdo un buy-in en un juego de efectivo o dejo que alguien me robe los Ases añado unos diez minutos de planchas al día siguiente.

Hasta ahora me va bien. Ahora peso 200lbs que es una pérdida de 3lbs a la semana, la persona media no debería perder más de 2lb por semana, pero la mayoría tienden a perder más de esto en una semana debido al cambio drástico de estilo de vida. Me siento muy bien y mi entrenamiento vuelve a ser divertirme.

Será difícil determinar como afecta a mi rendimiento en el póquer. Nunca podré decir: 'Anoche gané XXX , debe de ser porque me ejercito'. Sólo puedo valorar como me siento en el juego. Soy muy objetivo criticando mi juego, me fío de mis autocrítica. Ahora mismo estoy jugando bien, pero se debe en gran parte a que me monitorizo de manera más controlada que antes.

A largo plazo espero que los resultados hablen por sí solos y haya una relación directa entre ganar dinero y perder peso – culminando con la imagen de mí haciendo saltos mortales entre manos en la final de la World Series of Poker.

La semana que viene analizaré más a fondo la relación entre el ejercicio físico y el rendimiento mental.

Nota del Editor: Mantenga su bank roll sano con $50 de REGALO cuando descargue Titan Poker

Más historias

¿Qué opinas?