May Maceiras: Limp in

May Maceiras: Limp in 0001

Hacer "limp" significa apostar la mínima cantidad posible preflop, pagar sólo el valor de la ciega.

Aunque hay argumentos a favor del limp que a priori parecen favorables, la realidad es que este movimiento conlleva pérdidas importantes si se realiza habitualmente. Es habitual ver a jugadores justificar un limp con argumentos como "quiero ver un flop barato" o " mi mano no es lo suficientemente buena para un raise preflop". Incluso en alguno de los libros más importantes de poker nos aconsejan limpear habitualmente, sobre todo en las fases iniciales de torneos, pero en muchos casos es un error (sobre todo cuando se limpean premiums o manos muy fuertes).

La agresividad es un factor clave en el poker y más aún en el poker que se juega hoy en día. No se gana dinero ni torneos jugando de forma pasiva. Hay dos formas de hacer fichas, la primera, sacando el máximo partido a tus jugadas fuertes, la segunda, robando botes. En el primer caso, tu habilidad será clave para sacar partido a una mano fuerte y conseguir que tu rival o rivales te paguen por valor, pero en realidad es dejar demasiado margen al azar: dependes no sólo de recibir buenas cartas, si no también de que cuando vengan, tu rival también lleve una mano aceptable que lo mantenga en el bote. En cualquier caso, una vez llegan esas manos, deben ser jugadas por valor y no de forma pasiva.En el segundo caso, el limp y call son sencillamente movimientos perdedores. Los calls no roban botes, los raises sí.

¿En qué tipo de escenarios es mejor hacer un limp que un raise?

Antes de provocar mal entendidos, aclaro que voy a ser irónica. Y es que en realidad, hay muy pocas situaciones donde un limp sea más recomendable que un raise. Así que veamos las principales justificaciones que ponemos cuando decidimos limpear y por qué no debemos hacerlo:

"[I]cuando mi mano no es demasiado fuerte, pero puede convertirse en un monstruo stackeador si el flop ayuda[/I]" (es el caso de las jugadas que más habitualmente se limpean: suited-connectors y las parejas bajas y medias, ases pequeños y figuras con kickers medios -K10, J9, Q10, etc.-)

Parece lógico, no? bueno, en realidad no lo es demasiado. Lo que estás haciendo es crear un bote más amplio y barato para cualquiera que pretenda hacer lo mismo que tú... lo más habitual será que tu limp anime a más limpers a meterse en el bote (al fin y al cabo, ellos también tienen un "monstruo que cazar") y eso terminará por propiciar un raise grande de cualquier jugador con posición. Y probablemente termines foldeando tu pareja de cincos, por temor a los jugadores que aún están por hablar y por reticencia a invertir demasiado en el bote con una mano más especulativa que sólida. O, peor aún, a lo mejor haces call fuera de odds ("a ver si sale el set") para jugar la mano sin posición, que no salga tu monstruo (sí, suele pasar la gran mayoría de las veces...) y terminar cediéndole aún más fichas al tiburón del botón.

"[I]Con posición, cuando hay varios limpers en la mano y el bote es suficientemente rentable como para hacer call con cuaquier mano.[/I]" De nuevo: toda esa gente que ha puesto su dinero en la mesa está pensando lo mismo que tú: ver el flop barato a ver si "pescan" algo. Y cuantos más jugadores haya en el bote, más posibilidades de que el flop le sea favorable a uno de ellos... Si vas a jugar esa mano, aprovecha tu posición y resube, para llevarte el bote ahí mismo o, en el "peor" de los casos, reducir el campo de rivales y poder hacer uso de tu posición en posteriores calles. Hacer limp en esta situación es, en cierta manera, sacar poco partido a la ventaja de la posición. Puede aducirse que si vamos a recibir un golpe de suerte y pillar un flop milagroso (un set para tu pareja, o un color para tus suited connectors o, soñemos, un full para tus dos cartas desparejadas), mejor que sea contra cuanta más gente, mejor, no??? Bueno, en realidad, no siempre... a pesar de que hay muchos jugadores en la mano y eso aumenta las probabilidades de que alguien pillara "un trocito de flop", también hay que tener en cuenta la desventaja de que la gente no ha invertido demasiado en la mano (no subiste preflop!) y que además estás en un bote "multyway" del que la mayoría huye con más facilidad, por lo que tendrás dificultades para conseguir que te paguen por valor.

"[I]Con una mano muy fuerte, a ver si alguien sube[/I]". A ver si alguien sube y hacer ¿qué?: ¿resubir? ¿pagar?. Si haces lo primero, esás desvelando la fortaleza de tu mano (de hecho, es como poner un neón sobre tu cabeza: "eh! he hecho limp-raise! miradme! llevo un cañón!"). Si haces lo segundo, estás cediendo el liderazgo de la mano a tu rival y permitiéndole ver el flop al precio que él ha marcado (o sea, barato). El slowplay está muy bien, pero a veces debería realizarse bajo la supervisión de un adulto, por este tipo de jugadas son por las que "lloramos" después y nos lamentamos de nuestra suerte cuando aparecen los badbeats. ¿Y si nadie sube y terminas jugando tus ases sin posición contra cinco limpers? Vaya lío. Con una mano fuerte quieres que el bote crezca lo máximo y más rápido posible. Sube.

-----------------

Aún así, tampoco se trata de eliminar ese movimiento del repertorio de jugadas. Ni tanto ni tan calvo. Hay situaciones muy favorables para un limp y varios motivos para mantenerlo "en nómina". De hecho, es recomendable que hagamos "mix" en nuestro juego y que alternemos los raises con limps para tratar de hacerlo menos "legible". Tenemos que limpear también, pero en situaciones bien escogidas o cuando estratégicamente, sea preferible un limp que un raise (por ejemplo, en una mesa llena de maníacos, con raises y reraises a tocateja, podemos optar por unirnos al festival de all-ins o adoptar una estrategia algo más pasiva).

Vamos con la contrapartida y veamos en qué momento SÍ puede resultar rentable el limp.

Por ejemplo, con manos muy fuertes o premiums, el limp se convierte en una opción a valorar conforme las ciegas crecen y los stacks decrecen (en relación a ciegas y antes). Un raise será casi siempre mejor opción, pero con las ciegas altas podemos "desempolvar" el limp y comenzar a usarlo con este tipo de manos.

Con stacks medios y ciegas muy altas en relación a los mismos, la opción de limpear manos fuertes se antoja más rentable que en los niveles iniciales de torneo (y que en una mesa de cash, ciertamente, donde limpear premiums ocasiona más de un disgusto). Con ciegas altas y los stacks ya estabilizados en alrededor de unas 50bb (en los niveles medios de los torneos, con el ante ya en juego, la media no suele pasar de 30bb) se da un mejor contexto para este movimiento: se defienden las ciegas, aumenta la agresividad, comienzan a proliferar los shortstacks, los rangos de manos iniciales se amplían.... Con una mano muy fuerte podemos optar por abrir el bote con un limp si hay un shortstack por hablar esperando una oportunidad para mover su all-in. Podemos incluso hacer el limp detrás de otro limp si esperamos que un jugador agresivo haga un más que probable squeeze. Personalmente, prefiero hacer el raise que el limp, pero si el beneficio compensa el riesgo de hacer un limp con premiums es únicamente en este escenario de ciegas altas y antes ya en juego, y no en los niveles iniciales de torneo o con deepstacks en relación a las ciegas.

Otro momento en el que muchos jugadores se decantan por un limp en vez de por un raise es cuando tenemos una gran ventaja sobre algún jugador y no queremos echarle del bote con un raise preflop, sabiendo que probablemente podamos inducirle a errorer con cartas en la mesa. Si la mano viene foldeada y tienes en últimas posiciones una mano jugable (con la que habitualmente harías raise -en esa posición-) quizás prefieras limpear para tratar de sacarle más partido con el flop.

Hace 15 años, lo más habitual en las mesas de poker era encontrarse con botes sin abrir, con 6 ó 7 jugadores esperando ver el flop. Hoy nadie puede pasar por alto la ventaja que supondría estar en una mesa como ésa. Este juego ha evolucionado muchísimo y ya tiene bonitas cotas de sofisticación. El juego preflop es cada vez más importante y ahora lo barato sale caro (como decía mi abuela). Limpear muchos botes o jugar de forma pasiva no es una estrategia ganadora.

May Maceiras es jugadora del Equipo Everest y tiene un blog que actualiza habitualmente.

Más historias

¿Qué opinas?