Libros de póquer: 'Deal Me In', escrito por Stephen John y Marvin Karlins

Libros de póquer: 'Deal Me In', escrito por Stephen John y Marvin Karlins 0001

Se trata de la primera publicación de la última iniciativa comercial de Phil Hellmuth Jr: la editorial Phil House. El libro titulado Deal Me In, cuyos autores son Stephen John y Marvin Karlins, es una obra muy fácil de leer, una adictiva recopilación de anécdotas contadas por veinte de los jugadores de póquer más conocidos y respetados. El libro está profusamente ilustrado, con más de 154 fotografías y por una lado es una crónica de los hitos más significativos de las vidas de los jugadores y por otro lado, presenta una visión más general del ascenso imparable del póquer en las últimas décadas, hasta ocupar una posición destacada en la cultura popular.

Los autores

Los autores John y Karlins entrevistaron a cada uno de los jugadores y en la mayor parte de los casos reflejaron las respuestas a sus preguntas en forma de narraciones en primera persona. Las excepciones a esta norma son los capítulos referentes a Chris Ferguson "Jesus", que se cuenta en tercera persona y el capítulo dedicado a Erik Seidel en el que es Hellmuth quién condujo la entrevista y escribió la narrativa posterior. Como editor del "Kentucky Sports Report" (un sitio web que da cobertura a las noticias deportivas del ámbito universitario de Kentucky), Stephen John aporta su experiencia entrevistando a atletas y contando sus historias. Por su parte, Marvin Karlins ha escrito libros desde 2006 junto con Joe Navarro (antiguo agente del FBI) , incluyendo 'Read'Em And Reap, el reputado manual de 'señales' de póquer.

Las historias de los profesionales

Parece obvio que en primer lugar se invitó a los profesionales a explicar cómo conocieron el póquer y después a que contasen sus experiencias en sus a menudo tortuosos recorridos hasta alcanzar la élite del mundo del póquer. Las historias de los jugadores comparten trayectorias narrativas paralelas en cuanto a que todos tuvieron comienzos humildes en lo más bajo de la jerarquía del póquer y terminaron muy cerca de la cima. Sin embargo, todas ellas son distintas y a veces son emotivas, instructivas e incluso inspiradoras.

Temática común en algunos capítulos

A lo largo del libro surgen ciertos temas comunes que se repiten capítulo a capítulo. Tanto Doyle Brunson como Chad Brown comentan en detalle sus carreras como atletas y el modo en que el póquer satisfizo las aspiraciones competitivas de ambos, que anteriormente habían saciado mediante el deporte. Varios jugadores dan detalles sobre las reacciones de sus familias ante su elección de carrera profesional y cuentan como las vivencias de algunos de ellos (como Jennifer Harman y Hellmuth) fueron más difíciles que las de otros. Algunos llegan incluso a discutir sus problemas con la adicción al juego y varios (entre ellos Johnny Chan y Chau Giang) explican las dificultades que les supuso la sangría constante que sus ganancias de póquer sufrían, a causa de apuestas en otros juegos de casino.

Giang y Scotty Nguyen cuentan cómo llegaron a los Estados Unidos desde un Vietnam destrozado a causa de la Guerra y narran las adversidades que tuvieron que superar antes de iniciar su ascenso a lo más alto del póquer. La historia de Nguyen es especialmente emotiva y descubrir su calado emocional podría sorprender a muchos lectores. También es conmovedora la historia de Layne Flack, que cuenta su lucha con la drogadicción y su comportamiento autodestructivo, con un estilo basado en saber reírse de sí mismo sin llegar a ser superficial.

El libro también ofrece momentos más divertidos. El capítulo de Allen Cunningham nos revela un ingenio que muchos no esperarían del tranquilo profesional californiano, que salpica su historia de chistes y bromas. Dave Ullliot alias 'Devilfish' también resulta muy entretenido, con varios momentos divertidos en los que el ruidoso británico narra sus vivencias reventando cajas fuertes y después reventando alguna que otra cabeza en algunas de las partidas en vivo más duras del circuito ilegal del Reino Unido.

Otro tema recurrente en Deal Me In es la camaradería que existe entre los jugadores profesionales de póquer. Muchos de ellos destacan relaciones humanas que les han ayudado en sus carreras profesionales y han dotado de sentido a sus vidas. Tanto Harman como Flack hablan de su amistad con Daniel Negreanu y la importancia de la misma para su carrera (y su salud). Annie Duke cuenta su relación con su hermano, Howard Lederer y como él fue un guía para ella, especialmente al comienzo de su carrera. Seidel y Lederer recuerdan los viejos tiempos en los que jugaban juntos en el Mayfair Club y del apoyo que se dieron mutuamente para mejorar su estilo de juego. Incluso Phil Ivey, que en el libro dice: "No soy tan reservado como parece", menciona a sus amistades y a otros profesionales como influencias importantes para él.

En cierto sentido, todo el libro subraya la impresión de comunidad que se da entre los profesionales, todos los cuales tienen como mínimo algunas vivencias en común, lo que les permite apoyarse unos a otros. El libro termina con tres capítulos dedicados a las jóvenes promesas: Tom Dwan, Annette Obrestad y Peter Eastgate, en lo que aparenta ser una invitación para que se incorporen (junto a la generación a la que representan) a una tradición ya existente. Los tres muestran humildad y su conocimiento de que tienen toda la vida por delante. Parecen entender con claridad el lugar en el que se encuentran en el mundo del póquer y también la importancia que el póquer tiene en sus vidas.

Valoración personal

Los capítulos tienen entre 12 y 20 páginas de extensión y por lo tanto, no ofrecen biografías detalladas de cada jugador. Algunas de las decisiones editoriales son un poco sorprendentes, por ejemplo, en el capítulo de Carlos Mortensen ni siquiera se hace referencia a su victoria en el evento principal de las WSOP (series mundiales de póquer) de 2001. De todas formas, eso mismo es posiblemente un aspecto positivo del libro en su conjunto, dado que no se limita a repetir las mismas historias que muchos de nosotros ya hemos escuchado o leído acerca de esos jugadores.

Para aquellos que tienen interés en la historia del póquer o en los personajes sobre los que trata el libro, Deal Me In ciertamente merece la pena. Además de ser entretenido e informativo, también representa una adición significativa a la colección de obras que han documentado la historia del póquer y de las personas que han conseguido jugar a los niveles más altos. Para obtener más información sobre el libro, os recomendamos visitar www.pokerbrat.com.

Freerolls exclusivos de PokerNews cada dia : TORNEOS EN EXCLUSIVA CASH, LIVE, POKERNEWS CUP, WSOP 2009...

Más historias

¿Qué opinas?