May Maceiras: Badbeats

May Maceiras: Badbeats 0001

Que nadie se me asuste con el título del post, que no me voy a poner a quejarme y/o lloriquear por haber perdido un par de manos con ventaja. No, no, que va. De hecho, escojo este tema más bien para todo lo contrario. Quiero montar una plataforma anti-llorones. Algo del tipo "cada vez que alguien cuenta un bad beat, muere un gatito".

En mi caso comparto mucho tiempo con otros jugadores. En los torneos en vivo e incluso en mi propio entorno hay jugadores y es normal que se hable mucho de poker. Pero juro que me va a dar un ataque si vuelvo a escuchar "buffff no sabes lo que me pasó...."

Bueno, vale, sí, yo también me quejo a veces. Si me echan de un torneo importante con un 2 outer, me quejo, y probablemente esté de mal humor un par de horas. Y después lo supero. No tiene nada que ver con cómo me pongo si me echan de un torneo importante por un error mío... ahí si que el enfado es monumental, porque, al fin y al cabo, ha sido culpa mía, y puedo enfadarme conmigo misma e intentar aprender de lo que hice mal. Pero... vamos a ver, que alguien me explique con qué y por qué te enfadas cuando en la moneda sale cara en vez de cruz.

El caso es que hay jugadores, excelentes jugadores, que no paran de quejarse. Es muy habitual cuando alguien está empezando y aun no está familiarizado con los conceptos estadísticos y demás, ahí si lo puedo entender. Pero... jugadores consolidados, expertos, ¿quejándose de la suerte? Es una imagen tristísima, es como cuando un niño ve llorar a un adulto.

Evidentemente, me sorprende que con la experiencia y conocimientos que acumulan, algunos jugadores sigan sin saber encajar un golpe de mala suerte. Y tampoco estoy hablando de grandes jugadores, sino de jugadores normales y corrientes, los que pasan sus horas en internet todos los días, independientemente del nivel en el que jueguen. Me sorprende, porque el papel del azar en este juego y cómo funciona es algo que aprendes muy pronto, así que no acabo de entender por qué después de meses jugando algunos jugadores se siguen haciendo mala sangre cuando tienen un mal día.

Vale, está claro, puede ser duro, muy duro, destructivo casi. Una mala racha puede ser muy difícil de llevar cuando no hay más responsable que el azar, pero a mi juicio, un buen jugador, uno que entienda perfectamente este juego y sepa lo que está haciendo, tiene que asumir el componente de azar para poder tomar las riendas de su juego. Si vas a estar llorando por cada golpe que te de la suerte, mejor déjalo. No es para ti.

Es normal que hasta los jugadores más fuertes pueden tener momentos de debilidad y decaimiento. Lo que sí que no puedo entender es la necesidad CONTARLO. ¿Por qué?. Me parece absolutamente absurdo, en primer lugar, porque

Más historias

¿Qué opinas?