La lenta decadencia de Atlantic City

Atlantic City

Mientras Macao sigue creciendo a un gran ritmo, como principal centro del juego en Asia, y Las Vegas se mantiene estable, en cambio, los números de Atlantic City no dejan de caer. La facturación por juego de esta última ciudad durante el mes de julio fue de 340 millones de dólares, lo que supone un descenso de un 6,5% respecto a 2010.

Los 11 casinos de Atlantic City han disminuido su actividad a lo largo de 2011, lo que ha conllevado un descenso de un 6,9% de la facturación global. La creciente competencia de la oferta de juego de estados cercanos como Pennsylvania, Delaware o New York ha tenido una gran incidencia en la decadente situación actual de Atlantic City.

La ciudad de New Jersey alcanzó su máxima popularidad en 2006, fecha en que logró facturar una cantidad récord de 5,2 billones de dólares. No obstante, desde entonces, sus datos no han dejado de descender. En 2010, la facturación fue “solo” de 3,57 billones.

Las autoridades de New Jersey han reaccionado mejorando las infraestructuras y haciendo menos estricta la legislación tocante a los casinos, con la intención de atraer a nuevos operadores y de recuperar el favor de los jugadores.

Más historias

¿Qué opinas?